INSTITUTO DISTRITAL DE PATRIMONIO CULTURAL

Funcionarios de Minvivienda enlucieron fachadas del barrio La Concordia

Con el objetivo de promover la conservación y sostenibilidad del patrimonio cultural presente en toda la ciudad, el programa ‘El patrimonio se luce’ llegó el viernes 20 de diciembre a la localidad de La Candelaria, específicamente al importante Barrio La Concordia.

Entre las 8:00 a.m. y las 12:00 m., un grupo de 120 voluntarios del Ministerio de Vivienda, con la asesoría de los expertos del IDPC, se unieron a los trabajos de enlucimiento de esta jornada.

La jornada de voluntariado se centrará en la Calle 12 B Bis con carreras 1 y 2, donde se enlucirán 25 fachadas de uno de los barrios que se caracteriza por arquitectura del estilo moderno. El objetivo de la intervención es lograr la consolidación de La Concordia como uno de los centros turísticos de La Candelaria, ya que allí se encuentra la Galería Santa Fe, la Plaza de mercado La Concordia y un corredor que conecta directamente con el reconocido Chorro de Quevedo.

Sobre el barrio La Concordia

El Centro Histórico de Bogotá está conformado por los barrios Egipto, la Concordia y las Aguas en el sector oriental y los barrios Centro Administrativo y Catedral en el sector occidental. Dichos barrios junto con Santa Bárbara y Belén hacen parte de la localidad de la Candelaria.

La Concordia es el barrio de más reciente construcción del Centro Histórico de Bogotá. Su desarrollo se empezó a realizar a principios del siglo XX sobre un terreno aparentemente habitado por arrabales

que en la Colonia fue conocido como “Pueblo Viejo”, un lugar que según el obispo Lucas Fernández de Piedrahita en 1676 estaba poblado por indígenas, y que a finales del siglo XIX adquirió el nombre de “Llano de los jubilados”. 

El lugar donde surgió el barrio la Concordia funcionaba como un lugar de frontera entre la ciudad formal de origen español (la traza en damero) y la informal de origen indígena (el arrabal). A finales del siglo XIX la traza de la ciudad en este sector llegaba hasta la actual carrera segunda con calle 13, en los bordes del actual chorro de Quevedo, pues allí se encontraba la quebrada de San Bruno que funcionaba como una barrera natural entre la traza colonial y los arrabales que se integraban con los cerros orientales. 

A principios del siglo XX aparecen los primeros registros de la construcción de un barrio en este lugar, sin embargo no se conocía aún como barrio de la Concordia, sino como barrio Chiquinquirá, el cual era considerado en 1918 uno de los 18 barrios obreros de la ciudad. Este nombre y el espacio vacío que tenía el sector donde se desarrollaba un mercado al aire libre, conservó su nombre de barrio y plaza de Chiquinquirá por lo menos hasta 1933. 

‘El Patrimonio se luce’

Entidades privadas, públicas y personas naturales pueden hacer parte de este programa a través de cuatro modalidades de intervención.

  • Voluntariado: jornadas lúdicas y participativas dirigidas al público general, destinadas a fomentar la inversión para la conservación del patrimonio por medio de alianzas con el sector privado. Busca la recuperación cromática y de la imagen urbana de los sectores de interés cultural de la ciudad. En ellas el equipo del programa adelanta los acuerdos con la ciudadanía y hace la asesoría técnica para la intervención, además de participar activamente durante la jornada.
  • Asesorías técnicas: consisten en atender las solicitudes de la ciudadanía relacionadas con la intervención en fachadas de inmuebles y sectores de interés cultural. La asesoría consta de una visita técnica de inspección, el levantamiento de los planos arquitectónicos de la fachada, un concepto técnico del estado de conservación, una propuesta de recuperación cromática y las recomendaciones técnicas para la intervención.
  • Convenios: proceso mediante el cual se aúnan esfuerzos con entidades para la realización de proyectos dirigidos al fomento de las técnicas constructivas tradicionales y la recuperación de la memoria de la ciudad, por medio de estrategias como talleres prácticos y conferencias.
  • Brigada de intervención oportuna: conformada por personal directamente contratado y supervisado por el IDPC, dirigido al desarrollo de actividades de mantenimiento y restauración en fachadas de inmuebles de interés cultural.

 

X